Guru del Sexo

Sexualidad en personas mayores, un tabú que no debería existir

FotorCreatedsexmaor

checkEdad();

Hay muchos mitos sobre la sexualidad durante la tercera edad y es un tema al que no se le presta suficiente atención.

Suele pensarse que los adultos mayores no requieren afecto físico, sentir amor o pasión y ese es un pensamiento sumamente retrógrada, tanto como declarar que un anciano no es un ser humano. El amor no tiene edad y es cierto que el sexo puede ser una manera física de expresar amor, por eso te presentamos algunos mitos sobre la sexualidad en personas mayores, con la esperanza de romper tabúes.

Mito: El adulto mayor no tiene interés o posibilidades de tener una vida sexual. 

Esto es completa y absolutamente falso.

Así viva o no en pareja, un adulto mayor puede vivir su sexualidad dependiendo de su estado de salud físico y emocional, su relación con una pareja y la experiencia que posea en esta área, de manera que si durante la juventud el sexo era frecuente, es probable que durante la vejez lo siga siendo.

El sexo no necesariamente involucra penetración y particularmente a esta edad, puede darse simplemente a base de caricias, intimidad emocional y masturbación.

Mito: Todos los hombres en la tercera edad padecen de disfunción eréctil. 

Falso

No todos los hombres mayores de 60 años padecen disfunción eréctil. Esto depende de su salud y condición física y emocional. Existen medicamentos que les permiten estar en perfecto estado físico y emocional para vivir su sexualidad plenamente.

Mito: La menopausia es el fin de la sexualidad

Una vez más… ¡Falso!

La menopausia no tiene relación alguna con el deseo o la satisfacción sexual. Al contrario, una mujer saludable tras su menopausia disfruta con mayor libertad de su vida sexual al no preocuparse por posibles embarazos no deseados. En ocasiones, cesa el deseo sexual y esto se debe a la presión social o los prejuicios que convierten al sexo en un tabú.

Mito: La sexualidad geriátrica es dañina

Falso

Todo lo contrario, gozar de una vida sexual plena ayuda a mantenerse saludable y alegre. Quizá con el paso de los años, las relaciones sexuales se vuelven menos pasionales pero esto no resta placer ni bienestar.

 

La sexualidad es parte de la vida de todos los seres humanos, el conocimiento sexual es personal e intransferible. Muchas veces la presión social y los prejuicios establecen edades y frecuencias para empezar y terminar de disfrutar del placer sexual, es por ello que resulta importante estar informado y continuar estudiando el tema, para evitar que las personas cedan a estos prejuicios y practiquen el sexo como deseen a la edad que sea.

Comentarios

comments